Veterinario de animales exóticos, siempre en emergencia

Veterinarios de animales exóticos, también cuidan de el medio ambiente. Se consideran animales silvestre o exóticos a todos los que no son perros o gatos. Así que todos los catalogados como aves, reptiles, peces, anfibios y pequeños mamíferos entrarían dentro de esta especialización veterinaria.

Si ya posees un animal de estas características o tienes pensado incrementar la familia necesitas un veterinario de exóticos para que te oriente con consejos nutricionales, sus pautas de vacunación y desparasitaciones internas y externas, esterilizaciones, modificaciones de conducta o con el chequeo anual para ver que tu «peludo, escamoso o alado» esté en perfecto estado de salud. Por supuesto también para que le ponga guapo o guapa con un corte de uñas y/o pico totalmente necesario en algunas especies.

La mayoría de los centros veterinarios de exóticos o clínicas tienen con un servicio de urgencias, hospitalización y U.C.I adaptadas, cirugía, laboratorio y servicios de radiología y diagnóstico por imagen.

Las especies más usuales de animales exóticos, que normalmente están en el corazón de muchos apasionados, para que le consideren su mascota.

Animales exóticos

  • Pequeños mamíferos: hámsteres, cobayas, conejos, chinchillas, hurones, jerbos, ratas, ratones, ardillas, petauros, cerditos vietnamitas, etc.
  • Aves: loros, agapornis, periquitos, canarios, cacatúas, ninfas, cotorras argentinas, diamantes mandarín, diamante de Gould etc.
  • Reptiles: iguanas, camaleones, geckos, agamas, dragones, lagartos, serpientes, tortugas terrestres y de agua.
  • Anfibios: ranas, sapos y salamandras.
  • Peces

Pero también llegan a ser llevado a los veterinarios y pasan consulta halcones, suricatas, … No los hemos metido dentro de estos grupos porque no son considerados animales de compañía.

animales exóticos

Antes de tener cualquier animal de compañía y que sea incluido en tu ámbito familiar debes tener en cuenta si vas a poder proporcionarle todos los cuidados que necesita. No solo en lo que a alimentación se refiere, si no a espacios para que se asemejen en todo lo posible a su medio natural de vida. Muchos de ellos llegan da una raza que década atrás eran animales libre y salvaje, como lo era el perro ciento de años atrás. Y otro tema muy importante da tener en consideraciones si vas a poder cumplir todas las pautas veterinarias que el veterinario te diga, sobre sus características de vida. Y por último, pero no menos importante de asegurarse de donde procede el animal y que la adquisición de ese animal es legal.

Recuerden que existen ley y también una realidad, que muchos animales exóticos, se no llegan da criaderos certificados, son comercializados ilegalmente y lo mas de veces maltratado.

Y siempre recordamos y muy importante, no incentivamos la venta de animales exótico.

“Biofilia”

Tener la “pasión” de querer tanto los animales, de vivir en la naturaleza, con ellos o llevarlos a la casa, de querer siempre más estar conectado y vivir en la naturaleza, se puede decir que somos parte de lo que ahora se le llama “Biofilia”
La biofilia es nuestro sentido de conexión con la naturaleza y con otras formas de vida de carácter innato y producto evolutivo de la selección natural que actúa en especies inteligentes cuya supervivencia depende de la conexión estrecha con el ambiente y de la apreciación práctica de las plantas y de los animales.
-«La pasión por todo lo viviente, es una pasión y no un producto lógico, no está en el «Yo» sino que es parte de la personalidad.»- Edward O. Wilson elaboró este concepto en mayor detalle y sugiere que los humanos sienten una afinidad innata por todo lo viviente.

Comparte esta publicación

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on email




Ediciones digitales