Importante desparasitar al cachorro

Desparasitar a nuestro cachorro es tan importante como tener al día sus vacunas.

Muchos sabemos que cuando un cachorro llega a su nuevo hogar, la alegría se apodera de toda la familia. Lo esperamos con su camita, sus platos y su alimento, y sobre todo con mucho amor. Pero ¿se han puesto a pensar en lo importante que es cuidar ante todo de su salud? Aquí les decimos por qué es tan importante desparasitar al cachorro.

¿Debo desparasitar a mi mascota, aunque casi siempre esta en casa?

La respuesta, sin duda alguna, es sí. Tener mascota es una gran responsabilidad, tenerlas seguras y saludables es nuestro deber.
Como parte de sus chequeos médicos regulares, la mascota debe estar desparasitada. Controlar y reducir los parásitos que viven externa e internamente en nuestro engreído le asegura una vida saludable y feliz. Y lo mejor es que también protegerá a sus niños.

Un parásito interno muy común en cachorros

La toxocariasis es una infección que se transmite de los animales a los seres humanos a causa de unos gusanos redondos que se encuentran comúnmente en el intestino de los perros (Toxocara canis), y gatos (T. cati).

La infección humana suele ocurrir accidentalmente por la ingestión de huevos con larvas. Los perros y los gatos infectados expulsan los huevos del parásito en sus heces, contaminando los parques públicos y áreas verdes.

Los huevos de la mayoría de los parásitos internos pueden mantenerse vivos en el medioambiente durante años. Un análisis de 40 referencias bibliográficas de 11 países latinoamericanos mostró que el promedio de la prevalencia de huevos de Toxocara sp. en el suelo fue de 47 %.

Un perro puede infectarse lamiendo o simplemente olfateando el área infectada. Las madres también pueden transmitirlos a sus cachorros en el útero.

¿Por qué hay que desparasitar con frecuencia?

En cualquier momento, algunas larvas de estos parásitos pueden entrar en una fase latente. Las larvas hipobióticas no se desplazan ni se alimentan, y su metabolismo se reduce. En esta fase no son afectados por los antiparasitarios.

El desarrollo larvario se reanuda espontáneamente cuando los factores que provocaron esto, desaparecen. Por eso es necesario desparasitar a nuestro perro mensualmente, y sugerimos desparasitar al cachorro dos veces al mes.

¿Cómo puede afectar este parásito a los seres humanos?
  • La larva migratoria visceral ocurre con mayor frecuencia en niños pequeños y da como resultado hepatitis, neumonitis, meningoencefalitis, y cerebritis.
  • En los ojos, en niños mayores y adolescentes se presenta clínicamente como un granuloma que lleva a una enucleación ocular, o un rastro larvario granulomatoso en la retina, o como una condición del vítreo que se asemeja a la endoftalmitis, es decir, una infección en el interior del ojo.
  • Toxocariasis no clásica o encubierta. Esta es mucho más común, y puede manifestarse con diversas afecciones pulmonares, los clásicos síntomas del asma infantil.

Un médico veterinario, al examinar una muestra de heces bajo el microscopio, puede identificar el tipo de gusano y prescribir un antiparasitario apropiado. Mantenga a sus mascotas, y a su familia, sanos y seguros.

Comparte esta publicación

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on email


Ediciones digitales