Los gatos son dormilones

Sea acurrucado, estirado, patas arriba o en torsión yóguica, los gatos en todo momento nos dan muestra de sus grandes dotes para conciliar el sueño. Créanlo, los gatos pasan más de la mitad del día dormitando. Esa es la razón que lo convierte en uno de los animales más somnolientos.

Los gatos salvajes son más activos al amanecer que a anochecer porque es el momento ideal para atrapar a sus presas fuera de sus guaridas. Los gatos domésticos aún conservan parte de ese instinto por lo que los encontramos rondando la casa durante la noche y durmiendo durante el día, haciéndole honor a la conservación de energía de sus parientes cazadores.

La necesidad que tiene un gato de dormir depende principalmente de su edad y estado de salud. Un gato en etapa de crecimiento puede llegar a dormir hasta 20 horas al igual que aquellos que superan los siete años, especialmente si sufren de artritis o cualquier otra enfermedad.

Si notas que tu gato mueve sus bigotes y sus párpados de forma temblorosa, lo mejor será alejarte y dejarlo conciliar un sueño reparador. Luego su sueño será más ligero, tu gato estará simplemente durmiendo y tanto la nariz como sus oídos permanecerán en alerta para cazar o protegerse.

Si notas un pequeño ronquido, especialmente si son de raza con nariz corta o de cara plana, no te preocupes. Por lo general, el ronquido es señal de que está relajado o de pequeñas obstrucciones que no representan ningún peligro para su salud.

El gato ron ron
  1. Alimentación balanceada

Un alimento con los nutrientes necesarios brindará un sueño más reparador y una actitud juguetona durante el día.

De igual manera es importante regular el peso de tu mascota puesto que el sobrepeso puede llevar al gato a tener menos energía y alargar sus horas de sueño.

Si cambias la dieta del gato o disminuyes la cantidad de alimento, puede provocarle un sueño interrumpido, se despertará y te despertará con mayor frecuencia durante la noche.

  1. Tan cómodo como un rey o una reina

Si tienes frío o calor, tu gato también se verá afectado por los cambios de clima, lo que puede incidir en su comportamiento. Se ha observado que los felinos tienden a descansar más tiempo durante días de lluvia o de mucho frío, por lo que es importante que le brindes un espacio adecuado para su descanso.

  1. Cuida su salud

Reconoce los hábitos de tu mascota. Si notas que comienza a comportarse de manera extraña y tiene cambios muy drásticos en su descanso. Consulta con el médico veterinario para descartar dolores, problemas gastrointestinales e incluso depresión.

El gato y la pasión de los lugares altos

  1. Juega con tu minino. Regálale tu tiempo

Es común que los gatos dormiten durante el día simplemente por puro aburrimiento. Nuestro consejo es que aproveches las horas de actividad para jugar a lo que más le gusta o también con su juguete favorito.

Bríndale rascadores así gastará esa energía contenida y tanto tú como tu familia podrán descansar como se merecen.

Recuerda que los gatos son parte de la familia y crean vínculos con sus humanos favoritos.

Eso les permite adaptarse a las horas de sueño del hogar y dormir más tiempo en aquellas etapas del día cuando sus dueños no están cerca.

Comparte esta publicación

Share on facebook
Share on twitter
Share on whatsapp
Share on linkedin
Share on email


Ediciones digitales