La alimentación del gato y los errores comunes

Todos sabemos que la alimentación del gato no siempre es algo sencillo. En parte porque muchos lo consideran un animal independiente, que come cuando quiere, o porque pasa mucho tiempo durmiendo, lo que hace que se piense que no tiene mucho apetito.

La alimentación del gato debe ser tomada muy seriamente. Aunque nuestro gato no parezca obsesionado con la comida como lo son los perros, el peligro de que coma en exceso no existe, pero puede tener gustos difíciles cuando se trata de su dieta.

Todos los gatos saben lo que les gusta y lo que no, pero sobre todo la comida debe ser presentada adecuadamente, y si hay algo que no está bien, podrían dejar de comerlo.

Si tu gato no rechaza la comida, el problema no se plantea y simplemente puedes dejarle la comida en su plato y dejar que él decida cuándo comer. Pero si tu gato está nervioso, distraído o indiferente, podrías encontrarte con problemas respecto a los horarios de las comidas por motivos que no son tan obvios como parecen.

10 errores más comunes en la alimentación del gato y cómo evitarlos.

  • Limitar el acceso al alimento- A los gatos les gusta poder comer cuando lo deseen, lo que significa que dejarles comida en su plato es la mejor opción, ya que prefieren comer poco y frecuentemente. Esta es la forma más natural de alimentarlos, así que a menos que haya una razón específica para establecer horarios de comida, deja que el minino decida cuándo comer.
  • No limpiar bien los platos- Los platos de comida seca no se ensucian mucho, pero igualmente deben ser lavados, secados y cambiados regularmente. En cambio, los platos de comida húmeda deben ser lavados y cambiados diariamente. Los gatos son animales muy limpios y si perciben que los platos no están adecuadamente limpios, podrían optar por no comer en ellos.
  • Colocar el agua muy cerca de la comida- Los gatos salvajes se alimentan lejos de la fuente de agua más cercana para evitar contaminarla con restos de sus comidas descompuestas. Esto significa que colocar el plato de agua muy cerca del plato de comida podría disminuir el apetito del gato tanto para comer como para beber.
  • No cambiar el agua diariamente- Es importante lavar y rellenar el plato de agua con agua fresca al menos una vez al día, y nunca esperar a que esté completamente vacío. Los perros beben todo, pero los gatos son más quisquillosos.
  • Dar demasiados premios- A los gatos les enloquecen las golosinas, y está bien dárselas como recompensa para hacerlos felices. Pero generalmente estos alimentos están llenos de sustancias artificiales, como colorantes, que no son nada beneficiosas para tu gato. Elijan bien los snacks para su gato.
  • No darle la misma comida que comemos nosotros- A menudo, los gatos quieren probar lo que estamos comiendo, especialmente si se trata de carne o pescado. A veces pueden arrebatar un trozo o dos, pero recuerda siempre que la comida que comemos suele estar salada y condimentada, lo que la hace poco adecuada para los gatos.
  • Sustituir alimentos completos por carne o pescado- Dar a tu gato alimentos completos y equilibrados es fácil, ya que puedes comprarlos en línea, pero muchas personas prefieren preparar la comida para su gato con sus propias manos. Sin embargo, esto requiere mucho tiempo, experiencia y preparación. No puedes simplemente darle carne o pescado en lugar de un alimento completo, ya que corres el riesgo de no satisfacer sus necesidades nutricionales.
  • Someter al gato a una dieta inapropiada para su edad- Los alimentos completos para gatos están diseñados para satisfacer todas sus necesidades en diferentes etapas de la vida, y es importante elegir el alimento adecuado. Revisa regularmente si la comida que has elegido para tu gato es la correcta para su edad y sus necesidades.
  • No prestar atención al entorno donde comen- Los gatos necesitan sentirse seguros cuando comen y probablemente se sientan incómodos si comen en situaciones caóticas o cerca de otros gatos o perros. Encuentra un lugar tranquilo y aislado para darles de comer y así hacerlos sentir siempre cómodos.
  • Colocar el plato de comida cerca de la caja de arena- Finalmente, mantén el plato de comida lejos de la caja de arena, de los cubos de basura, de los productos de limpieza u cualquier otra cosa que tenga un olor desagradable.

Siempre es importante proporcionarle al gato alimentos adecuados para su edad y condición. Optar por ofrecerle a nuestro gato alimentos que contengan todo lo que necesita sigue siendo la mejor opción para evitar muchos riesgos. Siempre presta atención a elegir alimentos de calidad, proporcionando comida fresca en pequeñas cantidades o siempre cocida y en las cantidades recomendadas, y la mejor manera de evitar complicaciones en su salud es consultar con el veterinario de confianza.

Comparte esta publicación