Highland Wild Dogs

Por planetamascota
Los perros que cantan en Nueva Guinea
No es ninguna broma o excentricidad de alguien, de lo contrario es una raza que es considerada la más antigua en el mundo, y tiene esta característica, sus aullidos son modulares, se parecen a un canto de ballenas.

Acá le contamos algo más.

Hay alrededor de trescientos de ellos, en su mayoría mantenidos en cautiverio, tanto que se creía que estaban extintos al menos en la naturaleza. Sin embargo, el descubrimiento de perros cerca de la mina de oro más grande del mundo, la mina Grasberg en Nueva Guinea, da una nueva visión sobre ellos. Esos perros que se mueven por esas montañas, cuentan los investigadores de Pnas

 

 

son con toda probabilidad la población de donde se originaron esos ejemplares en cautiverio.

Los perros descubiertos en las montañas de Nueva Guinea, a más de 4.000 metros de altitud, se conocen como Highland Wild Dogs. Fueron descubiertos en 2016 y se cree que se encuentran entre los perros vivos más antiguos de la actualidad. Una especie de fósil viviente, e incluso el punto de unión entre los primeros cánidos y los perros domesticados, tal y como describe la fundación dedicada a ellos (https://www.nghwdf.org/hwds). Pero también tienen algo más que los hace especiales: son morfológicamente similares a los perros cantores de Nueva Guinea y también emitirían vocalizaciones.

Para averiguarlo, los investigadores, obtuvieron muestras de sangre de algunos especímenes de Highland Wild Dogs, extrajeron su ADN y comparado con el de los perros cantores de Nueva Guinea. Y lo que los científicos observaron fue una sorprendente similitud entre los dos, con secuencias de genes muy similares. Una pista de un parentesco muy cercano y en el que las diferencias no son más que el resultado de años de separación física y mestizaje entre parientes.

Lo que se ha observado sugiere que esos perros en las montañas de Nueva Guinea son la raza original de perros cantores de Nueva Guinea, y que podrían usarse para cruces con fines de conservación con especímenes mantenidos en cautiverio. Pero no solo. Las habilidades de canto de estos perros – descritas, como «un aullido con matices de canto de ballena» – también son de interés para arrojar luz sobre los procesos ligados a la vocalización, incluso en humanos. Tener disponible la genética de los perros cantores podría ayudar, concluyen los investigadores.

 

Video en Ingles: https://www.youtube.com/watch?v=SSZdG2EBMhI

Articulos Relacionados

Déjanos un comentario