Un cuasi león gigante de buen corazón

Por planetamascota

El mastín tibetano

Planeta Mascota les trae en exclusiva, desde Italia, una reveladora entrevista con uno de los mejores criadores de mastines de este país. Es nuestra manera de colaborar con devolverle a esta raza el prestigio que se merece.

Una entrevista con Emiliano Zoi

Tibetandog Chief  

Allevamento Tibetandog

www.tibetandog.com  info@tibetandog.com

Conozca al mastín tibetano, una de las razas más increíbles del mundo.

Ser criador de esta raza, no es lo mismo que criar bulldog franceses o pastores alemanes. ¿Qué es lo que lo apasionó de esta raza?

Esta es una raza muy especial, aunque poco conocida, lo que la hace desde ya encantadora. Lo que me atrajo en un principio fue que se referían a ella como una de las razas más antiguas, la más feroz. Sin embargo, la información que circulaba era bastante confusa y a veces contradictoria, así que decidí investigar por mí mismo y por ello me decidí: ¡Vamos al Tíbet!

Háblenos de su primer viaje a China y su primer par de mastines tibetanos

No tengo un recuerdo particularmente idílico de mi primer viaje a China porque  todavía no tenía la pasión ni la experiencia de hoy, y porque tampoco elegí bien mis compañeros de viaje, así que no pude disfrutar plenamente de esta primera experiencia. Afortunadamente, y al cabo de unos meses, decidí viajar solo y fue cuando comencé a comprender mejor lo que tenía que hacer para iniciar mi proyecto.

Posteriormente, he hecho muchos viajes a diferentes regiones de China, en Qinghai, en particular a Yushu y Haibei, la zona de Lhasa, Gansu, Sichuan Norte, visitando numerosas granjas y llegando a lugares lejanos en una camioneta 4×4 o a caballo para observar cómo es un mastín tibetano en su lugar de origen.

Me di cuenta de cuán grande es la región que dio origen a esta extraordinaria raza y cuántas variedades se han desarrollado. También pude entrar en contacto con la cultura local, fuertemente impregnada de misticismo y espiritualidad y tuve la oportunidad de admirar el paisaje natural de incomparable belleza. Es más hace tan solo unas semanas  que regresé de mi último viaje.

Si tuviera que describir esta raza en tres palabras, ¿cuáles serían y por qué?

¿Tres palabras? No es nada fácil. El mastín tibetano ha sido durante milenios un protector valiente y leal de la familia asiática. No es un perro de pastoreo.

El ambiente inhóspito y las condiciones extremas en las que estos perros a menudo tenían que desempeñar sus funciones han desarrollado su fuerza y ​​capacidad de supervivencia. Todo esto lo convierte en un perro guardián excelente, muy apegado a la familia y muy equilibrado.

¿Qué podría compartir con nuestros lectores sobre la historia, los orígenes de esta raza?

Como mencioné antes, a menudo oímos que el mastín tibetano tuvo entre sus  antepasados a los perros de raza mastín. Pero, no se puede afirmar con certeza si esto es cierto o no. Lo que podemos decir con seguridad es que es uno de los descendientes más cercanos de ese ancestro común, el que mejor ha conservado sus características primordiales, como, en el caso de las hembras, entrar en celo una vez por año, tener los dientes más desarrollados en comparación con otros mastines.

La historia del mastín tibetano se remonta a los viajes de Marco Polo, quien en su Libro de las Maravillas o Libro del Millón menciona a unos perros gigantes como burros, cuyo ladrido se compara al rugido de un león y con una personalidad muy feroz.

Yendo aún más atrás en el tiempo, Aristóteles menciona perros orientales muy feroces criados de la unión entre perros y tigres. Que yo sepa, ninguna otra raza tiene un registro histórico más antiguo. El interés de Occidente por el mastín tibetano data de principios del siglo pasado, cuando los exploradores británicos importaron algunos ejemplares a Europa, los que lamentablemente terminaron en jaulas en zoológico como bestias salvajes. En la actualidad, criar esta raza en China, y específicamente en el Tíbet, viene ocurriendo unos veinte años atrás.

Mastín Tibetano
Ficha  descriptiva
·Origen Tíbet, China.

Clasificación FCI Grupo 2: perros de tipo pinscher, schnauzer, molosos y boyeros suizos.·      

Altura  Macho mínimo 66 cm; hembra mínimo 61 cm.·

Peso    64 a 82 kg. 

Fuente: Fédération Cynologique Internationale (FCI).

Si hablamos del nivel de pureza de la raza, ¿hay diferencias entre los mastines tibetanos asiáticos y los nacidos en Europa?

Cuando los occidentales empezaron a importar mastines tibetanos, lo hicieron del norte de la India, Bután y Nepal. Por razones políticas del Tíbet resultaba imposible. Hoy en día, los mastines tibetanos de Europa y América son descendientes de los perros importados de los lugares arriba mencionados, en las últimas décadas.

Con la reciente apertura de las fronteras del Tíbet, los perros venidos de allí, hay que decirlo, son una minoría. En lo que respecta a las diferencias, tal y como ocurre con las personas, si se compara a un chino o a un tibetano «europeo», las diferencias morfológicas y el carácter son muchas.

Dejando de lado por un instante la cuestión de que si es o no la raza más cara del mundo, ¿cuál es su característica más destacada?

Un macho adulto puede llegar a pesar cerca de 90 kg, una hembra unos 70 kg. El desarrollo es gradual, la maduración completa llega luego del tercer año de vida. El mastín tibetano tiene un metabolismo muy lento y su esperanza de vida es muy alta. Hay individuos que tienen más de 15 años de edad.

Por ello, es difícil nombrar solo una. Normalmente, cuando alguien viene a visitar nuestro criadero y le mostramos los ejemplares adultos, uno de los comentarios más frecuentes es: -«Parece un león. Su porte orgulloso y elegante, la corteza potente y profunda, y ciertamente su larga melena lo hace parecer mucho al más famoso felino”-.

Se dice que ha habido ejemplares vendidos por dos millones de dólares. Esto en el contexto de una nación económica poderosa  no suena tan descabellado. Actualmente, en China hay mucha gente que puede permitirse el lujo de gastar lo que sea no solo para un perro, sino en cualquier otro capricho. También hay que añadir que en China, en los últimos diez o quince años, el mastín tibetano, al que ellos llaman zangão, es un símbolo de realeza.

Muchos famosos tienen por lo menos uno en su casa y estamos hablando de ejemplares excepcionales. De allí el precio se dispara.  Algunos cachorros no se pueden comprar por menos de 30,000 o 40,000 euros. Por supuesto, es posible comprar excelentes mastines tibetanos a cifras más razonables.

Supongo que existirán muchos criadores sin escrúpulos, ya que esta raza mueve mucho dinero ¿Cómo evitar caer en sus manos? ¿Qué nos recomienda?

Es cierto que hay muchos criadores sin escrúpulos en el mundo. Pero el principal problema es que muchos criadores chinos empezaron hace unos años a mezclar los mastines tibetanos con otras razas, como el mastín napolitano, el terranova, el chow chow y más, con el fin de complacer a sus clientes y obtener un perro con más arrugas, más pelo y un cierto tipo de cabeza.

Esto hace que cada vez sea más difícil encontrar ejemplares puros y en buen estado de salud. Por ello, muchos criadores y aficionados europeos y americanos han decidido ir a comprar mastines tibetanos directamente a China. Para evitar el engaño, mi consejo, si usted quiere comprar un mastín tibetano original y de buena salud acuda a un criadero serio y calificado, capaz de traer ejemplares de su lugar de origen, con pedigrí original, que demuestre por lo menos 4 generaciones y que ofrezca algún tipo de garantía en caso de problemas. Además de esto, es muy útil poder ver a los reproductores vivir en lugares suficientemente grandes y no encerrados en una pequeña habitación.

¿Cuáles son las condiciones ideales para criar esta raza? Porque supongo que no es lo mismo vivir bajo el clima de Asia que el de Europa. ¿Esto podría ser perjudicial para su desarrollo físico?

Pensando en el Tíbet uno se imagina de inmediato un clima muy duro. No obstante, el mastín tibetano vive en un área increíblemente vasta  con muchas variaciones climáticas. Allí el clima invernal es obviamente difícil, pero durante el verano, el sol cae a plomo y alcanza temperaturas superiores a los 25 grados. De modo que el riesgo de quemar la piel durante la exposición al sol es concreto, lo he experimentado personalmente.

La adaptación de la raza en los climas más templados es muy muy buena. Basta decir que en China, en la actualidad, la mayoría de los criaderos y clientes ricos se concentran en la región de Beijing y en las regiones vecinas, donde el clima en verano es caluroso y una insoportable humedad.

Como todas las razas de pelo largo, durante el verano nunca debe faltarle agua para tomar y un refugio con sombra bien ventilado. En el período de la muda de pelo (a principios de verano) hay que cepillarlo para facilitar el recrecimiento del pelo nuevo.

Cuando nacen los cachorros, ¿qué cuidados en particular hay que tomar en cuenta?

El mastín tibetano es una raza resistente, aborigen, poco manipulada por el hombre. En consecuencia, el parto suele producirse de manera natural y sin la necesidad de ayuda del hombre. Cuando una hembra tiene que dar a luz, nosotros les preparamos un ambiente cálido, tranquilo y esperamos que ella haga todo el trabajo. Estamos muy orgullosos de nuestras reproductoras.

Criar perros de razas, además de ser una gran pasión también es un trabajo arduo, ¿cómo combina su vida de familia con la cría de estos magníficos ejemplares?

Esta es una muy buena pregunta. La pasión es sin duda el componente principal ya que la cantidad de tiempo y esfuerzo que se requiere no lo compensa nada. Creo que en este tipo de actividad también es muy importante contar con el apoyo de la familia. Todos trabajamos juntos, unidos por la misma pasión.

¿Cuántos perros tiene?

Actualmente, contamos con una veintena de ejemplares, casi todos importados de China. Tenemos una gran finca que les permite vivir en grandes espacios y son libres de explorar la zona. Estamos tratando de seleccionar algunos de los principales subtipos de la raza y criarlos con el fin de preservar las características de pureza. Sería largo enumerar las características de cada perro. Seguramente, cada perro tiene su propio carácter, las cosas que le gustan y los que no, así como una forma diferente de relacionarse con otros perros y personas, y de mostrar afecto. No hay dos mastines tibetanos iguales. Obviamente, utilizamos como cría únicamente ejemplares que combinan con una excelente morfología y también con un carácter equilibrado.

Tengo algunas copias descendientes de perros que han vivido casi 20 años. Es evidente que para lograr estos resultados, es muy importante el alimento de calidad. El costo de mantenimiento es más bajo comparado al de otras razas gigantes porque generalmente los mastines tibetanos no son perros muy comelones.

Alrededor del mundo, ¿hay clubes y sociedades, dedicados a esta raza?

En China, hay algunos clubes muy activos, la mayoría de los cuales no son reconocidos por la FCI. Algunos están haciendo un buen trabajo en un intento de preservar la pureza de los temas aborígenes y la advertencia contra los excesos de la cría moderna de China. No conozco la situación en el resto del mundo, pero más allá de la pertenencia a un club o asociación particular, creo que lo más importante es trabajar con pasión y tratar de compartir la experiencia con el mayor número posible de personas.

Por curiosidad, ¿tiene usted alguna otra mascota o animal de compañía?

Yo vivo en el campo y el criadero se encuentra junto a mi casa. No tenemos otros animales, solo los animales silvestres que la rodean.

¿Le interesa participar en concursos?

De vez en cuando, participamos en competencias. Pero teniendo en cuenta que puedes toparte con un juez que nunca ha visto un verdadero mastín tibetano. El estándar de la raza FCI fue elaborado hace muchos años sobre la base de la primera materia importada de la India, Nepal y Bután, como lo dije antes, y, en mi opinión, estas no son las características reales de un mastín tibetano original. Es por esto que se está pensando en desarrollar un nuevo estándar de la raza, pero los tiempos son inevitablemente largos. Así que para concluir, sí, vamos de vez en cuando a los concurso, aunque no nos deje algunas satisfacciones, pero hasta que no queda clara la norma y no haya jueces más preparados, al menos en Europa, no creo que las exposiciones de perros sean esenciales para nuestra raza.

 

Encuéntranos en Facebook como Tibetandog Emiliano

Síguenos en Twitter: @TibetanDog

 

Articulos Relacionados

Déjanos un comentario