Viviendo juntos y en familia

Por Planeta Mascota
Cuando adoptamos o también compramos una mascota debemos considerar diferentes cosas para que nuestra decisión sea real y por muchos tiempo. Debemos considerar la raza, el tamaño y que por sus características sea compatible con niños, adultos, ancianos e incluso personas enfermas. Un cachorro necesita tanta atención como cualquier otro miembro de la familia. Una mascota en casa conlleva muchas responsabilidades tales como: cuidado, alimentación, distracciones (salir a caminar y a pasear con sus dueños) y atención médica, entre otras. 
Por Dra. Nury Moreno 
C.M.V.P. 7214 
Veterinaria Oh My Dog
Artículo publicado en la revista PLANETA MASCOTA en el núm. 16

 

Aquí nuestros mejores consejos:

Alimentación

Si queremos que nuestra mascota tenga una vida larga, sana y feliz, comiencen por darle bien de comer desde pequeña. Lo principal es tener en cuenta la calidad, la cantidad y que el alimento esté de acuerdo con su raza y tamaño.

Hidratación

Una mascota bien hidratada es una mascota saludable.
Supervisen que su bebedero tenga siempre agua limpia y fresca, y más aún en épocas de mucho calor.

Limpieza
En el jardín (u otro espacio exterior), los perros se ensucian más. Deben tener presente que la mascota va a pasear por todos los lugares de la casa que le permitas. Hay que educarlos desde chiquitos para que no se suban a las camas ni a los sillones.

Higiene
Por tratarse de un animal doméstico, su higiene y su aspecto resultan importantes para la salud de la familia y el hogar. Nuestra recomendación: bañen a la mascota por lo menos una vez por mes.

Educación
Las mascotas son criaturas de hábitos. Por eso, es mejor educarlos desde pequeños. Algunos expertos aconsejan que hay que fijarles un espacio desde el comienzo, sea fuera o dentro la casa. Es conveniente instruirlas con firmeza, pero sin castigarlas. Marcar los límites del terreno y aquellos ambientes de la casa donde no pueden entrar.

Seguridad
Si el perro muestra los dientes, gruñe o se pone hostil, éstas pueden ser señales de problemas para adaptarse a su nuevo entorno.
Los animales no se vuelven agresivos de un día para otro. En este caso, hablen con un veterinario porque lo esencial es No Aislarlo, ni Encerrarlo! Un perro sociable jamás será un perro agresivo.

Salud
La salud de la mascota depende de una correcta nutrición, ejercicio, cuidados y de las visitas regulares al veterinario. En general, tanto los gatos como los perros, necesitan ser desparasitados cada tres meses y vacunados una vez al año.
El calendario de vacunaciones lo establecerá su veterinario. Así por ejemplo, las dosis anuales son para animales adultos, mientras que para los cachorros varían según indicaciones.

Ejercicio físico
Para que la mascota esté sana y en forma debe hacer ejercicio periódicamente. Eso sí, evitando las horas del día en que hace más calor. Hay que procurar que no se exceda en el ejercicio ni realice actividades peligrosas porque pueden lesionarse, sufrir tirones o esguinces. En el caso de los gatos, estos deben disfrutar de una actividad de juego que satisfaga sus necesidades físicas y mentales.

Nuestras mascotas son parte de nuestra familia, siempre serán los más fieles y leales amigos y nos devolverán con amor y cariño todo lo que hacemos por ellas.

Articulos Relacionados

Déjanos un comentario