Año nuevo, ruidos de siempre.

Por Planeta Mascota

5 Razones para no usar pirotecnia en las fiestas de fin de año.

 

1. Perjudica a los animales

Si tienes mascotas seguramente los habrás visto esconderse asustados para evitar escuchar los sonidos de los cohetes en la época de las fiestas. El uso de pirotecnia genera en los animales (entre otras cosas) temblores, aturdimiento y miedo, que pueden provocar su huida. En este sentido, no solo los hacemos pasar un mal momento, sino que pueden escaparse y perderse de casa.
Por otro lado, otros animales pueden acercarse por simple curiosidad y terminar heridos o ingerir algún tipo de explosivo o residuo

2.  Dañan el medio Ambiente

La pirotecnia o fuegos artificiales pueden liberar una lluvia de toxinas al suelo, al aire y al agua, y los científicos apenas están empezando a analizar lo que esto puede significar para el ambiente, los animales y la salud humana.
Los fuegos artificiales nos resultan muy atractivos ya que son como una lluvia de estrellas, las luces de la pirotecnia pueden llenarnos de alegría y patriotismo, lamentablemente también nos llenan de partículas dañinas y aluminio. Sus colores luminosos se deben a una gran variedad de químicos tóxicos, que afectan a las personas y a los animales. Además, contienen sustancias carcinógenas que se alojan en el suelo y el agua. Sin mencionar el humo y basura que dispersan.

Por otro lado los  especialistas de calidad del aire del Senamhi advirtieron hace  dos años que los juegos pirotécnicos al combustionar emiten metales pesados, y dependiendo de su tamaño pueden ingresar con mayor facilidad a las vías respiratorias de las personas.
El Senamhi recomienda a las municipalidades prohibir a la población el uso de juegos pirotécnicos, quema de muñecos y residuos sólidos, por ser el causante del incremento de los niveles de contaminación del aire, e invoca a la población tomar conciencia en el cuidado del aire.

 3.  Peligros para la Salud

No obstante, lo más peligroso son las quemaduras, y en caso de que esto suceda es necesario actuar rápido retirando la ropa del lugar quemado y mojándolo con agua fría por 10 minutos. Luego, es necesario cubrir la zona con una sábana o tela limpia, sin aplicar ningún tipo de sustancia, y acudir o llamar al centro asistencial más cercano.
Aparte de estas medidas de seguridad al lidiar con fuegos artificiales, es importante asegurarse que estos cuenten con la certificación de la autoridad correspondiente en cada país, para garantizar su buen funcionamiento y minimizar los peligros involucrados.
Los fuegos artificiales y los explosivos, por inofensivos que parezcan contienen pólvora, aunque en pequeñas cantidades, pero su estallido puede ocasionar lesiones auditivas, quemaduras, heridas abiertas y amputaciones de las extremidades superiores, además de provocar incendios y casos de intoxicación especialmente en niños, asociados a la ingesta o la aspiración de la pólvora.

 4. Es cara

Comprar pirotecnia no es nada económico. Por unos pocos segundos de entretenimiento, podemos llegar a gastar cientos o miles de soles que podrían ser invertidos en algo más productivo, como contribuir a que familias carenciadas puedan celebrar también la Navidad y a que muchos perros y gatos en situación de abandono tengan algo de comer.
Por otro lado, hay productos más baratos pero su calidad es inferior, y por lo tanto resultan aún más peligrosos.

5. Es peligrosa

¿Sabías que en la época de las fiestas las guardias de los hospitales reciben una gran cantidad de heridos a causa de la pirotecnia? Y no solo resultan perjudicados quienes eligen jugar con ella. Los niños muchas veces terminan lastimados, así como personas que pasaban por al lado o alguna mascota. éstos, al ser mal manipulados o al no contar con las medidas de seguridad necesarias, podrían causar las más terribles desgracias. Ni hablar de que puede generar incendios y causar daños irreversibles en familias y hogares.
al manipular un fuego artificial es necesario contar con protecciones en los ojos y también en los oídos ya que la explosión por la que se generan las luces produce un fuerte ruido que podría causar daño.

Por eso, no tentemos al destino. Busquemos formas más divertidas e inofensivas de celebrar en estas fiestas. Digamos no a la pirotecnia y evitemos que las fiestas terminen en tragedia. Sé parte de esta campaña y ayuda a distribuir el mensaje. ¿Te sumas?

 

Articulos Relacionados

Déjanos un comentario