Análisis de una “gata celosa”

Por Planeta Mascota
Por Javiera Paz Pernas 
RENAGAP 
– TICA PERU - 

 Los gatitos nacen porque la gata y el gato se aparean por instinto. Aquí ni el amor ni el romanticismo tienen algo que ver. Las gatas durante su vida adulta entran en celo cada 25 días aproximadamente y éste dura más o menos 5 días.

  1. Durante el celo, la gata cambia su conducta. Es común que grite, se revuelque en el piso y si le acarician el lomo para la cola. Además, el cambio hormonal hace que emita olores atractivos al macho que le indican que hay una gata fértil. Los machos no entran en celo, simplemente responden a las señales que da la gata. Si la gata no se preña, el ciclo se repite infinitamente. La preñez dura 62 a 64 días y luego nacen 4 gatitos en promedio.
  2. Las gatas de pelo largo tienen su primer celo pasado el año y medio de edad.
  3. Las gatas de pelo corto son muy precoces y pueden empezar su vida reproductiva a los 6 meses.
Una sola hembra puede tener 3 o 4 camadas al año. Con un promedio de 4 crías por parto tendríamos 16 nuevos gatitos por año. Por ello es muy importante esterilizar a las hembras y los machos para prevenir la superpoblación de gatos abandonados.
  1. Si tenemos una gata preñada debemos cuidarla para que tenga gatitos sanos y no se debilite en el proceso. Lo más importante es brindarle alimentación de buena calidad, rica en proteínas y lo indicado es darle alimento de gato para cachorro y tener siempre su platito con comida para que ella consuma lo que requiera. Se puede suplementar con algún multivitamínico que puedes conseguir en una clínica veterinaria.
  2. Es importante mantener a la gata en un ambiente relajado y de amor para que no sienta la necesidad de parir sola o esconder sus gatitos. Y si es necesario administrar algún medicamento o tratar pulgas, leamos muy bien el envase para saber si se puede o no.
  3. Según pasan los días, la gata va engordando y disminuye su nivel de actividad, pero aparte de eso su vida es normal. Si la gata engorda mucho y no alcanza a asearse sola, será necesario ayudarla y lavarle atrás con pañitos húmedos.
  4. Sangramientos, secreciones u otras cosas diferentes son motivos para llevarla al veterinario. Y por favor, no consulte por Facebook a sus amigos.
  5. A la hora del parto, las gatas dan señales claras, por ejemplo, intentan hacer nidos en lugares oscuros como closets o cajones con ropa, así que lo mejor es preparar una caja de cartón con mantitas limpias y colocarla en un lugar tranquilo de la casa (lejos de la TV, de tráfico de personas, etc.).
  6. Lo ideal es acompañarla durante el parto, así puede intervenir a tiempo si algo se complica. Una vez que nace el gatito sale la placenta y la gata corta el cordón umbilical, también se come la placenta que tiene un montón de nutrientes y hormonas que estimulan una buena lactancia.
    Si nació un gatito y no salió la placenta, debemos llevar a la gata al veterinario rápidamente porque puede causarle una infección generalizada (septicemia) y en un par de días la muerte de la gata.
  7. Luego de 45 días del parto, podemos llevar a esterilizar a la mamá y así evitar que más y más gatitos crezcan abandonados en las calles.

[1] Celo. Período en que las gatas están fértiles y receptivas al macho.

Articulos Relacionados

Déjanos un comentario